Sangre, sudor y silencio

Proclamación_de_la_II_República

Dedicado a todos aquellos hombres
y mujeres que dieron su vida,
pero no su libertad.

En esta tierra donde nací
hace tiempo ya
se encontraba
cubierta de sangre y sudor
de hombres y mujeres
que dieron su vida
por la liberación.
Tierra de España,
tierra de ecos que luchan
por no ser olvido,
tierra sucumbida ante
abismos de silencio.
Bajo esta melancólica bóveda
celeste, ausente,
el hastío único compañero
de desiertos sin vida.
Si guardáis silencio
y estáis atentos
aún se puede escuchar
el estrépito murmullo.

Sigue leyendo

Anuncios

El “yo culpable” del artista

atardecer-de-otono-1924

¡Qué penetrantes son los atardeceres de otoño! ¡Ay! ¡Penetrantes hasta el dolor! Pues hay en él ciertas emociones agradables, no por ambiguas menos intensas; y no hay punta más acerada que la de lo infinito.

¡Gran placer el de ahogar la mirada en lo inmenso del cielo y del mar! ¡Soledad, silencio, castidad incomparable de lo azul! Una vela pequeña, temblorosa en el horizonte, imitadora, en su pequeñez y aislamiento, de mi existencia irremediable, melodía monótona de la marejada, todo eso que piensa por mí, o yo por ello -ya que en la grandeza de la divagación el yo presto se pierde-; piensa, digo, pero musical y pintorescamente, sin sutilezas, ni silogismos, ni deducciones.

Sigue leyendo

Leopoldo María Panero

Leopoldo María Panero - Descontexto-3

‘El loco yerra, pero no miente.
Además tiene la peligrosa manía de decir la verdad’

Dedicatoria

Más allá de donde
aún se esconde la vida, queda
un reino, queda cultivar
como un rey su agonía,
hacer florecer como un reino
la sucia flor de la agonía:
yo que todo lo prostituí, aún puedo
prostituir mi muerte y hacer
de mi cadáver el último poema.

Last River Together (1980)

*          *          *

Diario de un seductor

No es tu sexo lo que en tu sexo busco
sino ensuciar tu alma:
desflorar
con todo el barro de la vida
lo que aún no ha vivido.

El que no ve (1980)

Sigue leyendo